Corán

Sura de Jonás

coran

بِسۡمِ ٱللَّهِ ٱلرَّحۡمَٰنِ ٱلرَّحِيمِ

قُلۡ هَلۡ مِن شُرَكَآئِكُم مَّن يَبۡدَؤُاْ ٱلۡخَلۡقَ ثُمَّ يُعِيدُهُۥۚ قُلِ ٱللَّهُ يَبۡدَؤُاْ ٱلۡخَلۡقَ ثُمَّ يُعِيدُهُۥۖ فَأَنَّىٰ تُؤۡفَكُونَ ٣٤ قُلۡ هَلۡ مِن شُرَكَآئِكُم مَّن يَهۡدِيٓ إِلَى ٱلۡحَقِّۚ قُلِ ٱللَّهُ يَهۡدِي لِلۡحَقِّۗ أَفَمَن يَهۡدِيٓ إِلَى ٱلۡحَقِّ أَحَقُّ أَن يُتَّبَعَ أَمَّن لَّا يَهِدِّيٓ إِلَّآ أَن يُهۡدَىٰۖ فَمَا لَكُمۡ كَيۡفَ تَحۡكُمُونَ ٣٥ وَمَا يَتَّبِعُ أَكۡثَرُهُمۡ إِلَّا ظَنًّاۚ إِنَّ ٱلظَّنَّ لَا يُغۡنِي مِنَ ٱلۡحَقِّ شَيۡ‍ًٔاۚ إِنَّ ٱللَّهَ عَلِيمُۢ بِمَا يَفۡعَلُونَ ٣٦ وَمَا كَانَ هَٰذَا ٱلۡقُرۡءَانُ أَن يُفۡتَرَىٰ مِن دُونِ ٱللَّهِ وَلَٰكِن تَصۡدِيقَ ٱلَّذِي بَيۡنَ يَدَيۡهِ وَتَفۡصِيلَ ٱلۡكِتَٰبِ لَا رَيۡبَ فِيهِ مِن رَّبِّ ٱلۡعَٰلَمِينَ ٣٧ أَمۡ يَقُولُونَ ٱفۡتَرَىٰهُۖ قُلۡ فَأۡتُواْ بِسُورَةٖ مِّثۡلِهِۦ وَٱدۡعُواْ مَنِ ٱسۡتَطَعۡتُم مِّن دُونِ ٱللَّهِ إِن كُنتُمۡ صَٰدِقِينَ ٣٨ بَلۡ كَذَّبُواْ بِمَا لَمۡ يُحِيطُواْ بِعِلۡمِهِۦ وَلَمَّا يَأۡتِهِمۡ تَأۡوِيلُهُۥۚ كَذَٰلِكَ كَذَّبَ ٱلَّذِينَ مِن قَبۡلِهِمۡۖ فَٱنظُرۡ كَيۡفَ كَانَ عَٰقِبَةُ ٱلظَّٰلِمِينَ ٣٩ وَمِنۡهُم مَّن يُؤۡمِنُ بِهِۦ وَمِنۡهُم مَّن لَّا يُؤۡمِنُ بِهِۦۚ وَرَبُّكَ أَعۡلَمُ بِٱلۡمُفۡسِدِينَ ٤٠ وَإِن كَذَّبُوكَ فَقُل لِّي عَمَلِي وَلَكُمۡ عَمَلُكُمۡۖ أَنتُم بَرِيٓ‍ُٔونَ مِمَّآ أَعۡمَلُ وَأَنَا۠ بَرِيٓءٞ مِّمَّا تَعۡمَلُونَ ٤١ وَمِنۡهُم مَّن يَسۡتَمِعُونَ إِلَيۡكَۚ أَفَأَنتَ تُسۡمِعُ ٱلصُّمَّ وَلَوۡ كَانُواْ لَا يَعۡقِلُونَ ٤٢ وَمِنۡهُم مَّن يَنظُرُ إِلَيۡكَۚ أَفَأَنتَ تَهۡدِي ٱلۡعُمۡيَ وَلَوۡ كَانُواْ لَا يُبۡصِرُونَ ٤٣ إِنَّ ٱللَّهَ لَا يَظۡلِمُ ٱلنَّاسَ شَيۡ‍ٔٗا وَلَٰكِنَّ ٱلنَّاسَ أَنفُسَهُمۡ يَظۡلِمُونَ ٤٤

       Di: «¿Existe entre aquellos que adoráis alguno que origine la Creación y luego la haga regresar a él?»[1]

Di: «¡Dios es Quién origina la Creación y luego la hace regresar a Él! Entonces ¿Por qué os apartáis de la Verdad?» (34)

Di: «¿Existe, entre aquellos que adoráis, alguno que guíe hacia la Verdad?»

 

Di: «¡Dios es Quien guía hacia la Verdad! ¿Quién tiene más derecho a ser seguido, quien guía hacia la Verdad o quien no guía a no ser que él mismo sea guiado? ¿Qué pasa entonces con vosotros, que juzgáis de esa manera?» (35)

 

La mayoría de ellos no siguen sino suposiciones, y las suposiciones no tienen valor frente a la Verdad. Ciertamente, Dios conoce bien lo que hacéis. (36)

 

Nadie más que Dios ha podido crear este Corán que, además, confirma lo que ellos ya tenían en sus manos y explica detalladamente la Escritura que, sin duda alguna, procede del Señor del Universo. (37)

 

O dicen: «Lo ha creado él.»[2]

Di: «Entonces, traed un capítulo semejante o llamad a quien podáis aparte de Dios, si es que decís la verdad.»[3] (38)

 

Pero ellos desmienten aquello que su conocimiento no abarca y cuyo significado trascendente[4] no ha llegado a ellos. Así mismo desmintieron quienes les precedieron, pero observa cuál fue el final de los opresores. (39)

 

De ellos, hay quien cree en él y hay quien no cree en él, pero tu Señor es quien mejor conoce a los corruptores. (40)

 

Y si te desmienten, di: «Para mí mis actos y para vosotros vuestros actos. Vosotros no sois responsables de lo que yo hago ni yo soy responsable de los vosotros hacéis.» (41)

 

Y, entre ellos, algunos te escuchan, pero ¿Cómo podrás hacerte oír de quien es sordo y no razona? (42)

 

Y, entre ellos, alguno te mira, pero ¿vas a guiar al ciego aunque no puede ver? (43)

 

En verdad, Dios no oprime a las personas en absoluto, sino que son las personas quienes se oprimen ellas mismas. (44)


[1] Maad comprende la idea de hacer retornar a la vida corporal a las almas después de su muerte, es decir, después de la separación del alma y el cuerpo en este mundo, hecho que tendrá lugar, según la creencia islámica, el Día del Juicio Final.

[2] El profeta Muhammad.

[3] Los que no creen, dicen: «Muhammad ha creado el Corán y dice que es una revelación divina.» Dios dice al Profeta: «Diles: ‘Si es verdad lo que decís, cread vosotros algo semejante o traed a quien pueda hacerlo, que no sea Dios mismo.»

[4] Tawil. Hermenéutica espiritual. Las realidades que las palabras simbolizan y a cuyo conocimiento no se puede acceder sino por medio de la revelación o de la inspiración divina.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s